El cambio siempre comienza en uno mismo

El cambio siempre comienza en uno mismo

martes, 19 de noviembre de 2013

Mis angelitos....sólo en adviento


Mis niños, que son un mix de kamikaze-salvaje-hulk,  por llamarlos de alguna forma, pero que tienen un corazón de oro, mezclan los actos súper mega bondadosos con los maleficios de un brujo empedernido. Por eso aprovecho siempre un tiempo al año para conseguir tener, al menos durante 24 días, dos angelitos en la tierra.

Y me preguntaréis...¿cómo lo haces? 

Pues muy sencillo: El próximo 1 de diciembre empieza el Adviento. Es el tiempo de preparación de la Navidad. Ya sea que creemos que el Niño Jesús nace, ya sea que preferimos que venga Papá Noel/Santa Claus, ya sea que celebramos el invierno...siempre viene bien tener un tiempo de buenos propósitos y buenos actos (aunque debería ser todos los días del año).

Así que cada año unos días antes del 1 de Diciembre preparamos nuestro calendario de adviento, básicamente son 24 bolsitas donde metemos algún pequeño regalito (un chicle de fresa, una gominola, una moneda de oro-20cents-ese siempre lo dejamos para el 24 ;-), un dibujo de corazón o de beso de mamá...etc) Y así con lo de que, en mi caso, viene el Niño Jesús y tenemos que ser buenos buenísimos y si lo somos tenemos el regalito por la noche pues tengo dos aspirantes a angelitos de Murillo....

Ayer mismo por la noche hizo tanto frío que se me ocurrió comentar: "¡¡Ea pues ya está aquí la Navidad!!" A lo que el mayor contestó: "No, mamá, que no hemos hecho el Invento".

Como siempre me suele pasar, me quedé a cuadros sin tener ni pajolera idea de lo que hablaba el niño: "Sí mamá, el Invento que tenemos que ser Angelitos y que por la noche yo tengo sorpresita porque sí lo soy y el hermano nunca nunca lo es aunque todas las mañanas diga que se va a portar bien"

"Ay Caramba!! El Adviento, pues claro que sí, mañana por la tarde mismo después del cole nos ponemos a ello a ver como lo queréis hacer este año"

Después de varios años de magnífica experiencia os recomiendo que lo hagáis...ya podéis encontrar calendarios de adviento en cualquier tienda pero no hay nada como que lo hagan ellos mismos, ya sea de tela, guantes, globos o simples cucuruchos de cartulina. Lo podéis colgar de una percha, una cinta, con la gomita azul pegatodo en la pared...imaginación al poder... ellos tendrán muchas más ideas que vosotros.

Os dejo algunos ejemplos!!





No hay comentarios:

Publicar un comentario